Hace tiempo que no escribo en el post. Muchas cosas han ido ocurriendo y una de estas ha sido que me hackearon el blog para añadir enlaces hacia webs de apuestas y estas cosas. Pude solventarlo por encima pero no está del todo correcto.

Mi apuesta por el blog era clara, intentar transmitir parte de mi vida porque desde el reflejo con otra persona nos podemos sentir acompañados y eso trataré de hacer hasta que se acabe el alquiler del Hosting, es decir, el alquiler donde tengo almacenado el blog. Una vez finalice guardaré la página pero no seguiré con ella ya que no le puedo dedicar el tiempo que se merece ni, cuando pasan cosas como las ocurridas, dedicarle todo mi empeño. Necesito centrarme en mi bienestar y de eso se trata el post de hoy.

Bienestar que a veces cuesta encontrar porque sientes semanas nubladas, como si nada cambiara, como si nada pudiera cambiar y como si al vida fuera monótona. Tengo la suerte que gracias a este blog, he conocido a gente que también vive experiencias similares y que por lo tanto, vamos hablando a menudo para ver como estamos y apoyarnos en caso necesario.

Realmente mi vida no es mala, he avanzado mucho, me he sorprendido a mi mismo consiguiendo cosas y llegando donde estoy pero para mi EGO y mi mente parece que no es suficiente ya que intenta transmitirme la palabra FRACASADO. La pregunta que quizás debería hacerme es: ¿Qué tiene que ocurrir para dejarme de sentir así? ¿Es realmente porqué no siento que haya logrado ciertas cosas o simplemente una falta de autoestima?

La falta de autoestima es recurrente en mi. He mejorado mucho ojo, no quiere decir que no tenga, pero si me eh dado cuenta que es un fundamento de mi esencia y debo ser consciente de ello para saber gestionarlo en los momentos más complejos a nivel emocional.

Ya os iré explicando como avanzan mis proyectos que eso también es algo que, al estar muy abiertos, me agobia un poco, y desde luego debo empezar a pensar en proyectos que puedan ser productivos y dejar de pensar en el romanticismo de hacerlo solamente con el corazón ya que, el tiempo que hay que dedicarle y el esfuerzo, sin ningún tipo de recompensa, también merma la estabilidad emocional.

Un abrazo para todos/as

Categorizado en: